Email  Imprimir  Favoritos | Más

Otras

Aunque las siguientes ITS no se han relacionado directamente con infertilidad, pueden causar molestias o lesiones dolorosas que afectan la frecuencia de las relaciones sexuales y por tanto disminuyen la probabilidad de lograr el embarazo. El condón es el único método que te protege de las infecciones de transmisión sexual.

     Hepatitis: Esta  inflamación del hígado puede ser producida por varios tipos de virus, se contagia a través de semen, fluido vaginal, saliva, sangre y orina.  El virus de la hepatitis B es el que se transmite con más frecuencia por la vía sexual. Puede producir cirrosis y cáncer.  

Cuando uno solo de los miembros de la pareja es positivo a Hepatitis, deben usar condón para proteger al que es negativo. Si desean tener un bebé, las técnicas de reproducción asistida les pueden dar la oportunidad de lograr el embarazo.

     Herpes simple: Es un virus que puede causar ampollas que arden y duelen. El virus tipo 1 las puede causar en la boca, mientras que las lesiones en los genitales son producidas con más frecuencia por el tipo 2.  El 80 % de los adultos venezolanos puede padecer Herpes. Las lesiones dolorosas reaparecen toda la vida, cada vez que bajan las defensas inmunológicas.

     Trichomona vaginalis: Es un protista que causa vaginitis, cervicitis, uretritis, enfermedad pélvica inflamatoria y problemas en el parto. La mujer infectada puede presentar un flujo amarillento.  

      Sífilis:  Es causada por una bacteria llamada Treponema pallidum, después de 10 días a 6 semanas del contagio, se presenta una ampolla no dolorosa (chancro  sifilítico) que rápidamente se ulcera. Su consistencia cartilaginosa es característica. En el varón heterosexual suele localizarse en el pene, en el homosexual en el canal anal o recto, dentro de la boca o en los genitales externos, mientras que en la mujer, las áreas más frecuentes son: cuello uterino y los labios genitales mayores o menores. Se puede transmitir al bebé causando una enfermedad congénita.  

     Gonorrea:  Es causada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae, causa infertilidad (afectando severamente la calidad de la muestra de semen) y embarazo ectópico.  Actualmente se reporta un caso de Gonorrea en cada 687 habitantes.

     Vaginosis Bacteriana (VB): es un desbalance en la flora normal de la vagina, que causa vaginitis y flujo.  Puede producir  parto prematuro, bajo peso al nacer y enfermedad pélvica inflamatoria.

Una vez diagnosticada la ITS, tu médico te indicará el mejor tratamiento para tí y tu pareja.  La automedicación puede empeorar la situación, si se escoge un antibiótico inadecuado se pueden eliminar las bacterias buenas de la flora vaginal, entonces no habrá competencia y proliferarán las bacterias dañinas, los protistas, los hongos y los virus.

Recuerden seguir el tratamiento hasta el final, aunque se sientan mejor.  Se recomienda hacer el tratamiento los dos miembros de la pareja a la vez y usar condón mientras dure el tratamiento.

La única manera de evitar las Infecciones de Transmisión Sexual es con prevención, prevención y prevención: Usa condón.