Email  Imprimir  Favoritos | Más

Es una cirugía menor que se hace en el consultorio para cortar los conductos deferentes, que son los que llevan los espermatozoides al exterior. Después de la vasectomía, los espermatozoides continúan produciéndose, pero no salen con el semen. El sistema inmunológico se encarga de reabsorberlos o eliminarlos. El semen se examinará en las semanas posteriores a la operación para verificar que no contenga espermatozoides.

La vasectomía se realiza usando anestesia local, con la cual  estarás despierto pero no sentirás ningún dolor y podrás regresar a tu casa inmediatamente.

La vasectomía NO afecta la capacidad de un hombre para tener una erección o un orgasmo, o para eyacular semen. Se considera que las complicaciones son prácticamente inexistentes.

La vasectomía se recomienda a hombres que estén seguros de no querer tener más hijos. Aunque si se cambia de opinión en el futuro y se desea tener hijos, existen dos opciones: la recanalización de los conductos deferentes y la fecundación in vitro.

La mayoría de las parejas queda satisfecha con la vasectomía y disfruta el hecho de no tener que usar más métodos anticonceptivos.

No hay excusas. La vasectomía es mucho más sencilla que la ligadura de trompas y más barata: En PLAFAM una vasectomía tiene un costo de Bs 1.000 y la puedes pagar en cómodas cuotas.

Referencias:

Nagler HM, Jung H. Factors predicting successful microsurgical vasectomy reversal. Urol Clin North Am. 2009 Aug;36(3):383-90.